Archivo de la etiqueta: Antonio Gil Moreno

«La sabiduría de la rutina»

(Studium). Vivir y contemplar la vida pública de Jesús es parte de una trilogía sobre la vida de Jesús, contemplada desde la liturgia. El primer tomo está dedicado al Adviento y la Navidad, el segundo a la Cuaresma y la Pascua. Este tercer tomo está dedicado al tiempo litúrgico que conocemos como el tiempo ordinario, el más largo de todos, ya que abarca desde la solemnidad de la Santísima Trinidad hasta la fiesta de Cristo Rey. Las grandes fiestas de Pascua y de Navidad, con su tiempo de preparación y de prolongación, tienen un límite. Pero, ¿qué sucede después del día de Navidad, de Pascua o de Pentecostés? ¿Se acabaron las fiestas para siempre? ¿Ya no hay nada que celebrar? ¿Qué hacemos con la mayor parte del año? Sigue leyendo

SAN PABLO les desea un feliz año 2017

Gracias, Señor

(SP). En el último minuto, en el último instante de este año, colocamos en nuestros labios una palabra: Gracias.

Ha terminado este año y quiero darte gracias por todo aquello que recibí de ti, Señor.

Gracias por la vida y el amor, por la alegría y el dolor, por cuanto fue posible y por lo que no pudo ser.

Te ofrezco cuanto hice este año, el trabajo que puede realizar y las cosas que pasaron por mis manos y lo que con ellas pude construir.

Te presento a las personas que a lo largo de estos meses amé, las amistades nuevas y los que están mas lejos, los que me dieron su mano y aquellos a los que puede ayudar, con los que compartí la vida, el trabajo, el dolor, la alegría.

Pero también, Señor, hoy quiero pedirte perdón: perdón por el tiempo perdido, por el dinero malgastado, por la palabra inútil y el amor desperdiciado.

Perdón por las obras vacías y por el trabajo mal hecho, y perdón por vivir sin entusiasmo.

Quiero vivir cada día con optimismo y bondad, llevando a todas partes un corazón lleno de compresión y de paz.

(Antonio Gil Moreno, Vivir y contemplar el Adviento y la Navidad, 106-107).

Para ejercitar la fe y el conocimiento de Cristo y de su Iglesia

(Ángel Gómez Escorial, en Betania). Como bien dice su autor en el “Pórtico” (prólogo), Vivir y contemplar la vida pública de Jesús completa la trilogía de un ejercicio muy interesante de la contemplación de Jesús de Nazaret. Los dos anteriores volúmenes fueron Vivir y contemplar el Adviento y la Navidad y Vivir y contemplar la Cuaresma y la Pascua.

Es un recorrido por el Tiempo Ordinario. Es decir el relato de la vida pública de Jesús. Y tiene su especial interés porque aunque es cierto que Adviento, Navidad, Cuaresma y Pascua son tiempo de contenido fundamental y gran fuerza, el recorrido del Maestro por tierras de Palestina, los hechos que le acontecen y sobre todo la catequesis que despliega con su propio pueblo en el llamado Tiempo Ordinario nos comunica mucho, pero que mucho.

Pero los capítulos del libro nos dan un recorrido ni lineal pero muy interesante. Antonio Gil Moreno analiza en un primer bloque las fiestas y Solemnidades del Tiempo Ordinario desde la Santísima Trinidad hasta Jesucristo Rey del Universo y en medio –por ejemplo– la Trasfiguración del Señor o el Sagrado Corazón. El segundo bloque es “Vida pública de Jesús: pinceladas de mi agenda”. El tercero tiene un título muy poético: “Meditaciones de jazmines” y son unos breves pensamientos, consejos, reflexiones urgentes que nos servirán para mantener un continuo recorrido oracional. El cuarto contiene varios decálogos para reafirmar nuestro cristianismo y quinto un conjunto de diez palabras esenciales para un cristiano. Cuenta igualmente con un epílogo.

Ni que decir tiene que el lector va a encontrar un libro útil y atractivo para ejercitar su fe y su conocimiento de Cristo y de su Iglesia. La edición es muy bella con las páginas tintadas de azul.

Antonio Gil Moreno es sacerdote y periodista, radicado en la diócesis de Córdoba y con una gran obra periodística y literaria a sus espaldas. Fue párroco de San Lorenzo durante 23 años y es canónigo de la Santa Iglesia Catedral de Córdoba.

Ángel Gómez Escorial

Betania 944 (agosto de 2016)

Meditaciones para acercarse a Jesús a partir del Evangelio

(SP). Vivir y contemplar la vida pública de Jesús se aproxima a Cristo desde una doble vertiente: en una primera parte, ofrece la meditación de los evangelios dominicales y festivos del Tiempo Ordinario (desde la solemnidad de la Santísima Trinidad hasta la fiesta de Cristo Rey), que permiten profundizar en el ministerio del Señor, en su predicación y en sus milagros. En la segunda parte, Antonio Gil Moreno propone una serie de textos (reflexiones, frases, anécdotas, poemas…) que invitan al lector a la meditación y a la oración. El libro ofrece, además, decálogos y fórmulas que ayudarán a vivir los ideales y valores del cristianismo, y una meditación sobre las diez palabras esenciales para el cristiano: Biblia, Dios, Eucaristía, Evangelios, evangelizar, Iglesia, Jesucristo, María, misterio y resurrección.

¡Feliz Pascua florida!

¡Feliz Pascua de Resurrección para todos nosotros! La Semana Santa termina bien. No termina en la cruz, ni en la muerte, ni con la soledad del sábado. Termina con la procesión del Resucitado, recorriendo nuestras calles. Tres mensajes quiero dejar en este domingo para nuestra vida cristiana:

La intuición femenina. Los primeros testigos de la Resurrección fueron las mujeres. Fue, sin duda, su cariño el que les indujo a embalsamar el cuerpo de Jesús. Pero cuando se dirigían aquel primer día del Señor al sepulcro, intuían que no podía ser que el que había entregado radicalmente su vida para librarnos de nuestras muertes, quedase encerrado en el sepulcro. Quizás porque nadie como la mujer tiene la vivencia de que hay dolores desgarradores que acaban dando a luz vida.

Hoy, Cristo resucitado nos llama por nuestro propio nombre y nos dice una palabra de aliento y de esperanza. «Rotas las cadenas de la muerte, Cristo asciende victorioso del abismo».

Resucitemos las zonas muertas de nuestra vida: «Contigo resucitan la dicha y la esperanza, / y un arco iris triunfal, definitivo. / Contigo se levanta el hombre solidario, / anuncio y anticipo de futuro».

Tomado de Antonio Gil Moreno, Vivir y contemplar la Cuaresma y la Pascua, San Pablo 2016).

Libros para Semana Santa y Pascua

(Ángel Gómez Escorial, en Betania). Textos muy adecuados para celebrar la gran devoción del Vía Crucis en esta Año de la Misericordia con una cuidada selección de textos y muy buena estructura del formulario. Pasos de misericordia ofrece una carta del obispo de Huelva, España, Monseñor Vilaplana Blasco sobre la autora y la obra que, sin duda, una buena aportación. Y es que al final de cada estación aparece una meditación de un santo comenzado por san Juan Bosco y terminando por santa Teresa de Jesús Jornet e Ibars, pasando por san Francisco de Asís, san Juan de Dios, el padre Damián, sor Ángela de la Cruz en número de 14 como son las estaciones del Vía Crucis. Dichas estaciones están inspiradas en las siete obras de misericordia espirituales. Bueno, y al ser 14 las estaciones y siete las obras de misericordia, al llegar a la estación ocho, se vuelven a repetir las obras. Es, desde luego, bastante útil y original.

María del Carmen Figueroa Sierra es monja agustina del monasterio de Santa María de Gracia, de Huelva, España licenciada en Filosofía de Gracia, de Huelva, España licenciada en Filosofía y Letras y Diplomada en Psicología por la Universidad Complutense de Madrid.

Este Vía Crucis es un libro muy interesante y, por supuesto, bien maquetado e impreso. Como dice el subtítulo de la obra contiene imágenes y palabras para explicar este modo del camino de la cruz, del Vía Crucis. Textos e ilustraciones son obra del autor, de Ricardo Ramos Blassi, que es un sacerdote perteneciente a la archidiócesis Montevideo, en Uruguay. Decir, asimismo, que las ilustraciones que vemos en el libro son reproducciones de murales que aparecen en la Catedral de Salto, también en Uruguay.

En fin, cada una de las ilustraciones se «enfrenta» al texto preparatorio de cada una de las estaciones del Vía Crucis, y es una coincidencia y concordancia. Explicados muy bien argumentos y simbolismos, tiene este volumen mucho de libro de arte. Y si bien contiene todo lo necesario para llevar a cabo el rezo del Vía Crucis, admite perfectamente el uso individual como libro de lectura. O catapultar un recorrido del Vía Crucis necesariamente complementado por las ilustraciones. He de pensar que sería interesante ver el desarrollo del Vía Crucis en la citada Catedral de San Juan Bautista de la ciudad de Salto. El padre Ramos Blassi es profesor de Arte Sacro en la Facultad de Teología.

Antonio Gil Moreno es sacerdote y periodista, licenciado en Teología y Canónigo de la Santa Catedral de Córdoba. Ha realizado conjuntamente una carrera periodística y pastoral muy notable. Y aquí en El Libro de la Semana hemos reseñado algunos de sus libros.

El presente libro –Vivir y contemplar la Cuaresma y la Pascua– tiene dos partes: Cuaresma-Semana Santa y Pascua. Al menos nosotros llegamos a tiempo de dar noticia de él en Semana Santa y Pascua y unos días de cuaresma ya que salimos el martes anterior al Domingo de Ramos. Valga la precisión por «justificar» el título.

Está compuesto por comentarios sobre esos días santos. Son comentarios tendentes a la intimidad en alguno caso, herramienta de exégesis en algún otro. Y, en general, es un conjunto de textos variados, muy interesantes y de fácil lectura. Puede ser muy de utilidad como descanso sosegado en los viajes que muchos iniciaran en estos días.

Ángel Gómez Escorial

Betania 921 (Semana Santa 2016)

Una invitación a tener presente en la vida la resurrección de Jesús

(SP). Antonio Gil Moreno ofrece en este libro (Vivir y contemplar la Cuaresma y la Pascua) una ayuda a vivir con sentido los tiempos de Cuaresma y Pascua, desde el miércoles de Ceniza hasta la solemnidad de Pentecostés. En estas páginas se ofrecen distintas propuestas para la interiorización de los misterios de la redención: comentarios a la Palabra de Dios de los domingos y festividades de ambos tiempos litúrgicos, puntos de meditación para diez charlas cuaresmales, un resumen del significado de la Cuaresma en cincuenta palabras fundamentales, introducciones a cada uno de los días emblemáticos de la Semana Santa, una meditación de las Siete Palabras de Cristo en la Cruz, un pregón pascual, palabras sobre la Pascua y la resurrección de fi guras de la Iglesia, verdaderos «profetas de la resurrección y la vida» (Teilhard de Chardin, Juan XXIII, Juan Pablo II, Pablo VI, el Papa Francisco, el cardenal Nguyen Van Thuan, Carlo Maria Martini…), y un decálogo de la alegría de la Pascua.

Gracias, Señor

(SP). «En el último minuto, en el último instante de este año, colocamos en nuestros labios una palabra: Gracias.

Ha terminado este año y quiero darte gracias por
todo aquello que recibí de ti, Señor.
Gracias por la vida y el amor, por la alegría y el dolor,
por cuanto fue posible y por lo que no pudo ser.

Te ofrezco cuanto hice este año,
el trabajo que puede realizar y
las cosas que pasaron por mis manos y lo que con ellas pude construir.
Te presento a las personas
que a lo largo de estos meses amé,
las amistades nuevas
y los que están mas lejos,
los que me dieron su mano
y aquellos a los que puede ayudar,
con los que compartí la vida, el trabajo, el dolor, la alegría.
Pero también, Señor, hoy quiero pedirte perdón:
perdón por el tiempo perdido,
por el dinero malgastado,
por la palabra inútil y el amor desperdiciado.
Perdón por las obras vacías y por el trabajo mal hecho,
y perdón por vivir sin entusiasmo.
Quiero vivir cada día con optimismo y bondad,
llevando a todas partes un corazón lleno de compresión y de paz».

La Editorial San Pablo le desea un feliz y próspero año 2016.

(Texto de Antonio Gil Moreno, Vivir y contemplar el Adviento y la Navidad).

Dios se hace hombre, para que nos hagamos divinos

(SP). «Un año más se produce el milagro.

Otra vez se renuevan las señales de Dios entre nosotros y se repiten y se encarnan en el siglo XXI.

Otra vez se rompe la noche y la luz alumbra el camino a seguir.

Otra vez se desvela el rostro de Dios entre los pliegues de la crisis, a las afueras, en la zona de tierra de nadie, al otro lado de la frontera de nuestras seguridades, a la vuelta de la esquina de nuestra religiosidad dormida, en los pisos donde falta el empleo digno y no se ha podido pagar la factura del calor y se escribe con dolor la vida.

Y por unos días, nos damos la tregua de saborear a Dios, que huele a recién nacido, a ternura desmedida, a gusto por la vida, a sentido para vivir, a mesas reunidas, a esfuerzos colectivos, a perfume de atrevernos a ser inventores y artesanos por senderos menos trillados.
Un año más somos afortunados.
La noche ha parido la luz.
La alegría nos ha desbordado de nuevo.
La vida es más saludable y llevadera.
El dolor se escribe con la ternura.
La pobreza siente la mano amiga para compartir.
En la Navidad los gritos son escuchados,
las quejas tienen oídos, la vida es más luminosa.
Las señales vuelven a mostrarnos a Dios.
Dios nos visita.
Dios se acerca.
Dios acampa.
Dios se pone a nuestro lado.
Dios se hace de nuestra raza.
Dios se hace hombre, para que nos hagamos divinos».

La Editorial SAN PABLO os desea una feliz Navidad y un año 2016 lleno de bendiciones.

(Texto de Antonio Gil Moreno, Vivir y contemplar el Adviento y la Navidad).

Una invitación a tener presente en la vida el nacimiento de Jesús

(SP). Vivir y contemplar el Adviento y la Navidad es una ayuda a vivir con sentido la Gran Noticia de todos los tiempos: el nacimiento de Jesús en medio de nosotros, junto a nosotros, en nosotros. En estas páginas se ofrecen distintas propuestas para la interiorización de este misterio: pregones para el Adviento y la Navidad, comentarios a la Palabra de Dios de los domingos y festividades de ambos tiempos litúrgicos, meditaciones sobre los mensajes, las tradiciones y los personajes propios de la época, palabras sobre el Adviento y la Navidad de grandes figuras de la Iglesia (el Papa Francisco, Benedicto XVI, John Henry Newman, Pedro Casaldáliga, Dolores Aleixandre, José Luis Martín Descalzo, santa Teresa…), pautas y sugerencias para vivir día a día la Navidad desde una perspectiva cristiana, poemas…