Archivo de la etiqueta: Frontera

La moral cristiana, libre de manipulaciones

(Iván Pérez del Río, en Libris Liberi). En la actualidad es usual encontrarse a personas que conciben las religiones como un conjunto de normas morales. La religión cristiana no se escapa de esta visión. En la prensa es habitual que aparezcan noticias sobre la posición de la Iglesia respecto al uso de medios anticonceptivos, su posición respecto a la homosexualidad, la comunión o no de las personas divorciadas y vueltas a casar, el aborto, etc. Esta realidad es más representativa de las sociedades occidentales, en las que la Iglesia Católica ha tenido un peso social grande. Cualquiera podría pensar que el cristianismo es fundamentalmente eso, un conjunto de normas, un código de conducta. Es solo eso, ¿un conjunto de cánones que regulan la conducta de los hombres? A veces incluso en el modo de presentar la moral cristiana puede dar la impresión de que se impone y de que, además, se hace extensible a toda la sociedad, ¿la moral que emana de la religión cristiana es solo para los cristianos o es universal? Sigue leyendo

Sobre la identidad de la persona

(SP). Originalidad e identidad personal es una obra de pensamiento, llena de vigencia, que responde al incesante acoso al que la masificadora sociedad somete en la actualidad a la identidad personal del ser humano. No aporta antídotos, ni atajos contra la despersonalización y la deshumanización, sino que ofrece una innovadora investigación filosófica que desarrolla una reflexión profunda y personal en torno al sujeto humano. Estas páginas van destinadas a todos aquellos que se oponen a toda forma de manipulación y se entregan a la imprescindible tarea de colaborar en el fecundo desarrollo de la identidad y originalidad personales.

¿La moral cristiana es solo para los cristianos o es universal?

(Iván Pérez del Río, en Razón y Fe). En la actualidad es usual encontrarse a personas que conciben las religiones como un conjunto de normas morales. La religión cristiana no se escapa de esta visión. En la prensa es habitual que aparezcan noticias sobre la posición de la Iglesia respecto al uso de medios anticonceptivos, su posición respecto a la homosexualidad, la comunión o no de las personas divorciadas y vueltas a casar, el aborto, etc. Esta realidad es más representativa de las sociedades occidentales, en las que la Iglesia Católica ha tenido un peso social grande. Cualquiera podría pensar que el cristianismo es fundamentalmente eso, un conjunto de normas, un código de conducta. Es solo eso, ¿un conjunto de cánones que regulan la conducta de los hombres? A veces incluso en el modo de presentar la moral cristiana puede dar la impresión que se impone y que, además, se hace extensible a toda la sociedad, ¿la moral que emana de la religión cristiana es solo para los cristianos o es universal? Sigue leyendo

Para captar en su alcance la moral cristiana hay que volver a Jesucristo

(José Montero, en Studium). ¿Moral prioritariamente preceptiva? ¿Moral a la carta? El autor de Lo divino en la experiencia humana profundiza en la cuestión afirmando que para captar en su alcance exacto la moral cristiana y su sentido hay que volver a Jesucristo. ¿Cuál es la especificidad de la manera de actuar de Jesucristo? Que en él lo divino y lo humano van unidos inseparablemente. Y aplicando esto a la moral hay que decir que la que no sitúe en su justo y debido puesto a lo humano no es cristiana. Como tampoco lo es la que haga de lo humano un absoluto olvidándose de lo divino. El P. Espeja presenta sus reflexiones sobre el particular a lo largo de tres partes. Sigue leyendo

Últimos libros de 2016 que no hay que perderse

(José Luis Palacios, en Eutopia). La última cosecha editorial de 2016 nos deja libros que no deberían pasar por alto. Obras con las que apuntalar los cambios necesarios, tanto en nuestra maltrecha sociedad como en nuestra incomprendida y compleja Iglesia.

La moral cristiana, ¿opresora o liberadora?, de Felicísimo Martínez, nos deja la sensación de estar ante un libro imprescindible, una obra fundamental que viene a prevenir mucho del dolor pasado y a subsanar grandes equívocos en torno a una concepción estrecha, y algunas veces hasta interesada, de la moral cristiana. A medida que se avanza en su lectura, van cayendo las falsificaciones, las tergiversaciones y los reduccionismos, para presentar la radical sencillez, la serena belleza y la contagiosa humildad de la propuesta cristiana.

«La moral cristiana debe fundarse más sobre la experiencia de la fe y de la gracia, que sobre el ascesis y lo fuerza de voluntad» (pág 43).

Sigue leyendo

El reto irrenunciable de la liberación

(Antonio Aradillas, en Religión Digital). A muchos, cristianos o simples “transeúntes”, la lectura del libro que con el título La moral cristiana, ¿opresora o liberadora? ha publicado la editorial San Pablo, les significará un “antes” y un “después” en el proceso permanente de la educación de la fe al que todos hemos de estar sometidos, por su propia exigencia.

El interrogante de “¿opresora o liberadora?” con el que lo completa su autor, el sacerdote dominico Felicísimo Martínez Díez, con extensión a la “pureza y al don”, completa la veracidad de los susodichos adverbios “antes y después”. Ahórrense los lectores buscar las clásicas notas canónicas de los “Nihil Obstat” e “Imprimatur”, con las respectivas firmas curiales, guardianas de ortodoxias “pres” o proscritas, que ya no ha lugar a las mismas, entre otras razones por la insensatez que no pocos de estos requisitos les suponían a los autores, editoriales y al mismo pueblo de Dios.

Sigue leyendo

La moral como fruto de la experiencia de fe

(SP). La moral cristiana, ¿opresora o liberadora? demuestra que, al contrario de lo que se piensa frecuentemente, la moral no es un sistema de mandatos y prohibiciones que regulan la vida del creyente ni se puede identificar como enemiga de la libertad y de la felicidad. «La moral cristiana –dice el autor en la introducción– no debe ser impuesta, sino solo propuesta. No se debe imponer a quienes no comparten la fe cristiana, puesto que los valores más radicales y los ideales más sublimes son exigencias directas de la experiencia de fe cristiana. Sin embargo, la moral cristiana puede y debe ser propuesta, puesto que contiene en sí valores y pautas de conducta aconsejables para todo ser humano». La moral, explica, no puede separarse de la experiencia cristiana ni de la fe en Jesucristo, no es opresora sino liberadora y obedece a los principios de la gratuidad, la justicia, la solidaridad y la comunión.

El punto de vista de las Víctimas

(A. Montero, en Studium). María Jesús Fernández Cordero y Henar Pizarro Llorente son profesoras en la Pontificia Universidad de Comillas y son las que editan este libro, Dignidad y Resistencia, que “recoge los trabajos que se expusieron en el IV Seminario Textos para un Milenio. Celebrado en Madrid, entre el 20 y el 22 de noviembre de 2013, las intervenciones supusieron una nueva muestra del quehacer docente e investigador del grupo de personas que viene trabajando en torno a la colección Textos para un milenio desde el año 2007, orientada a la edición de textos inéditos o poco difundidos de la historia y espiritualidad de la Orden del Carmen”. En la obra colaboran otras doce personas, y todas las aportaciones están trabajadas bajo el punto de vista de las Víctimas. Consta de tres partes de contenidos bastante heterogéneos. En la Primera se habla de las Víctimas de la Inquisición, de los Carmelitas de Dachau, de Dos Obispos que han luchado contra el racismo, uno de ellos Tutu, de lo que supone Vivir en la Calle, y del Aborto. En la Segunda Parte se trata de las Víctimas del terror en democracia: Regina Otaola, y de la ONG carmelitana de Karit. Y en la Tercera, de las Víctimas del desplazamiento forzado, de Víctimas y de Perdón, y de Reparación como compromiso con las Víctimas. Narraciones, todas ellas, muy impresionantes, y que hacen muy recomendable su lectura.

A. Montero

Studium, vol. LVI, 2016, fasc. 1, págs. 170-171.

Defensa de una humanización sin coacción ni devaluación

(El Ciervo). La moral desvinculada de la teología y de la espiritualidad degenera en legalismo. Lo divino en la experiencia humana hace frente al reto que plantean cristianos que no desean regirse por una moral preceptiva, y al desafío de los que seleccionan preceptos para construirse una moral a la carta. Lo propio es la defensa de una humanización sin coacción ni devaluación porque debemos reconocernos como hijos del Dios que se encarnó.

El Ciervo 757 (mayo-junio de 2016) 45.

Los rasgos peculiares de la fe cristiana y su ubicación en el contexto moderno

(El Ciervo). Fe para personas inquietas es el análisis de los rasgos peculiares de la fe cristiana y su ubicación en  el contexto moderno, más secular al tiempo que necesitada de sentido y con más recelos ante las religiones más necesitadas de espiritualidad.

Se pregunta por los presupuestos de la fe y los caminos hacia ella, por la estructura del acto de fe y las condiciones para su transmisión a futuras generaciones.

El Ciervo 757 (mayo-junio de 2016) 45.