Archivo de la etiqueta: Madre Teresa de los Pobres

La santidad de una mujer pequeña pero de corazón grande

(David Cabrera Molino, en Libris Liberi). Madre Teresa de Calcuta es una de esas santas de nuestra Iglesia que cautiva. Por su vida, su testimonio y su fe. Quien se acerca a conocer su vida y su historia descubre rasgos de la santidad que Dios regaló en vida a esta mujer pequeña pero de corazón grande. Este libro –Madre Teresa de los Pobres– es un acercamiento a la santa, pero también a la mujer de carne y hueso. Es una obra extensa en contenidos. Y también repetitiva. Consta de dos partes bien diferenciadas. Sigue leyendo

Con la Madre Teresa en un Seat 127

José Luis González-Balado y su mujer Janet Playfoot,
biógrafos y amigos personales de la santa, acudían a recogerla
al aeropuerto de Barajas en sus viajes a España.

(Mónica Arrizabalaga, en ABC). Sin equipaje. Así viajaba la Madre Teresa y así llegó a España por primera vez en 1976. Por su ayuda a los pobres de entre los pobres de Calcuta había recibido la condecoración más alta del Gobierno hindú o el premio Juan XXIII, pero cuando aterrizó en Madrid aquel el 3 de junio, pocos como José Luis González-Balado conocían a esta monja menuda envuelta en un sari blanco y una humilde chaqueta. Amigo personal y uno de los biógrafos más conocidos de Teresa de Calcuta, había acudido a recogerla al aeropuerto de Barajas junto a su mujer, Janet Playfoot, y su Seat 127 amarillo.

El jesuita José María Martín Patino, obispo auxiliar de Madrid, había avisado personalmente a González-Balado del paso de la Madre Teresa por la capital de España de camino a Roma, invitada por el cardenal Vicente Enrique y Tarancón. «Martín Patino conocía mi primera biografía sobre Teresa de Calcuta y me avisó de su llegada a España. Hasta me enseñó la carta en la que la Madre Teresa aceptaba la invitación», recuerda hoy González-Balado con nitidez, pese a que a sus 84 años y enfermo de leucemia, los recuerdos se le agolpan en la memoria enredándose en ocasiones con las fechas.

Ya en su estancia en Italia años antes, el escritor, del que se siguen reeditando sus obras sobre la santa (Madre Teresa. La Santa que vio, amó y sirvió a Dios en los Pobres, Editorial San Pablo, julio 2016) se había interesado por la figura y la obra de Teresa de Calcuta. El regalo de aquel coche Lincoln blanco descapotable que el Papa Pablo VI hizo a las Misioneras de la Caridad tras un congreso eucarístico en Bombay en 1964, dando a conocer así su obra, despertó una curiosidad que le llevó a ver el documental del periodista británico Malcolm Muggeridge y a investigar los dichos y hechos de la Madre Teresa.

«En España no la conocía nadie», asegura mientras relata cómo al presentar su pasaporte el policía de la aduana le preguntó: «¿quién es esta monja?». «Le dieron un permiso extraordinario de 48 horas, pero dijo que apenas necesitaba 24 horas ya que debía proseguir su viaje a Roma», continúa.

Sigue leyendo

La canonización más esperada del año

(Alfa y Omega). La inminente canonización de Agnes Gonxha Bojaxhiu ha provocado el esperado boom editorial en torno a su figura. San Pablo ha apostado por lo seguro acudiendo a dos colaboradores de la Madre Teresa, autores de varios libros sobre ella. Madre Teresa de los pobres ofrece elementos biográficos básicos llenos de anécdotas y una completa presentación de la espiritualidad que imprimió a sus Misioneras de la Caridad. Se incluye un apéndice sobre personalidades cercanas a la próxima santa, incluidos los últimos Papas o nuestra reina Sofía.

Alfa y Omega 988 (28 de julio de 2016).

Un catecismo de suprema actualidad

(Antonio Aradillas, en Religión Digital).- En la historia de la Iglesia, en la que también los pobres moraron, vivieron y fueron tratados como huérfanos de madres, y por supuesto, de padres, de vez en cuando aparecieron mujeres que los adoptaron con idénticos, y aún superiores, compromisos y responsabilidades que lo hicieran quienes los dieran a luz.

Por sí mismos, y por las instituciones y obras de carácter religioso que las hicieron perdurar, hubo “monjas” ontológicamente creyentes, definidas por la inmensa y gloriosa tarea de entrega a la maternidad. Madre Teresa de los Pobres, editado por San Pablo, y cuyos autores son José Luis González-Balado y su esposa Janet N. Playfoot, dan rigurosamente fe bibliográfica de una de las “madres de los pobres” más ejemplares que, por diversidad de circunstancias, se hace y se hará noticia en el mundo, sobre todo a consecuencia del proceso de canonización que la Iglesia concluirá el próximo mes de septiembre.

Es posible y explicable que tal noticia no resulte tan encomiable para algunos, convencidos de que, con los procesos canónicos de beatificación y canonización “oficiales” sufrieron graves sobresaltos, sometidos a los condicionamientos político-económicos y sociales que caracterizan a toda obra, en la que intervienen los humanos aunque sea “para elevar a otros al honor de los altares”. Precisamente por eso, en los primeros tiempos de la Iglesia, el pueblo- pueblo era el que beatificaba y canonizaba a determinadas personas, tan ejemplares por sus comportamientos como para que en esta vida, y ya muertos, en la otra, ser y actuar como mediadores ante Dios.

En realidad, con principios evangélicos y hermenéutica sagrada, la Madre Teresa de Calcuta no precisa ser canonizada oficialmente. La canonizó ya el pueblo, para el que fue, y es, heroico y santo modelo de vida, con efectiva intercesión ante Dios. A los gastos cuantiosos invertidos en los procesos curiales, a la burocracia exigida y a la muchedumbre de fieles, devotos y admiradores de sus virtudes, que se harán presentes en tan solemnes ceremonias, ni la propia Madre Teresa les aportaría el “Visto Bueno” de su complacencia.

Y el milagro, compromiso y testimonio religioso y humano que identificó a la Madre Teresa, y que se perpetúa en la fundación de sus “Misioneras de la Caridad”, fue nada más y nada menos que el de escribir siempre-siempre- con letras mayúsculas la palabra “POBRE”.

Se trata de un término, piedra angular de la Iglesia, también con apostólicas referencias fundacionales a “Pedro”, pero que el paso del tiempo e interpretaciones seudo -evangélicas y compromisos terrenales, escatimaron, desvirtuaron y previeron de tal modo, que se llega a dar la triste e inverecunda impresión de que la “casa” de la Iglesia a perpetuidad habrá de estar habitada por los ricos y aspirantes a serlo, y no por los pobres, pese a que el comportamiento de los amigos de Jesús predicaran y vivieran todo lo contrario.

El libro Madre Teresa de los Pobres es catecismo de suprema actualidad, conferida también por su publicación en el “Año Jubilar de la Misericordia”, término que etimológicamente significa “abrir el corazón al miserable”. Estas palabras de la Madre Teresa centran y valoran con fidelidad y amor la teología de la relación Iglesia- Pobres: “Dios siempre cuida de sus criaturas, pero lo hace a través de los hombres.

Si alguna persona muere de hambre o de pena, no es que Dios no la haya cuidado; es porque nosotros no hicimos nada para ayudarla, no fuimos instrumentos de su amor, no supimos reconocer a Cristo bajo la apariencia de ese hombre desamparado, de ese niño abandonado… Por nuestra parte, lo que deseamos con nuestra obra no es un choque de clases, sino un encuentro para que los ricos salven a los Pobres y los Pobres salven a los ricos”.

Antonio Aradillas

Religión Digital (29 de abril de 2016)

La biografía y el pensamiento de la Madre Teresa de Calcuta

(SP). Este libro –Madre Teresa de los Pobres– aúna biografía y pensamiento de Teresa de Calcuta, que será canonizada por el Papa Francisco el 4 de septiembre de 2016, en el transcurso del Año Jubilar de la Misericordia. A la narración, en un estilo ameno y ágil, de su vida, sigue una amplia recopilación de escritos que permiten conocer y comprender su modo de vivir con alegría la entrega y el servicio a los pobres y desfavorecidos del mundo. Son textos que recogen las palabras que la Madre Teresa ha dirigido a sus Hermanas y a sus colaboradores en escritos, conferencias, entrevistas, ruedas de prensa y conversaciones privadas.

El libro se complementa con un pliego de 8 páginas de fotografías, y dos apéndices, dedicados a glosar cronológicamente los momentos y hechos destacados de la vida de la Madre Teresa y a hacer una relación de las personas que más se distinguieron en su colaboración y afecto por la futura Santa (hermanas, colaboradores, papas, la reina Doña Sofía…).