Archivo de la etiqueta: Rosa María Boal

El arte de sentir como siente el otro

(SP). La empatía 36 sencillos consejos que ayudarán al lector a desarrollar la empatía, es decir, la capacidad de mirar a los demás, entender su mundo interior y comprender sus necesidades, sus inquietudes, su desconsuelo o su felicidad, siempre con la fi nalidad de poder ayudarles. Las prisas del mundo moderno y el continuo flujo desorbitado de información pueden hacer que perdamos la capacidad de ponernos en el lugar del otro. Rosa Mª Boal aporta en estas páginas las claves necesarias para aprender a distinguir que las personas que nos rodean no son un medio para los propios fines, sino un fin en sí mismas, y redescubrir así el sentido de nuestras relaciones interpersonales y disfrutarlas en plenitud. Los simpáticos personajes creados por Andrés y Ana Guerrero refuerzan el mensaje positivo del libro.

Mejorar la comunicación familiar

(Revista Misión). Algunos de los problemas que afloran en la adolescencia y la madurez se forjan a fuego lento durante la infancia. A mis padres no les importo ayuda a entender cómo la comunicación entre padres e hijos facilita el asentamiento de unos cimientos sanos para la personalidad.

Revista Misión 41 (septiembre-noviembre de 2016) 66.

Una frase fundamental

(Ángel Gómez Escorial, en Betania). No suele ser frecuente en mí, pero he leído este libro sin consultar la introducción. Y la realidad es que, de haberla leído, me habría sido más fácil la presente reseña. Incluye una buena definición de los diferentes tipos de niños y adolescentes, en grupos realizados por la edad. Asimismo, se habla de la posición de los padres sobre los niños y de la inversa. Y la idea de que la génesis de la depresión es igual para niños y adolescentes.

La mencionada introducción contiene una advertencia muy útil para estos tiempos. Entre paréntesis la autora dice que cuando escribe “él” se está refiriendo a las niñas y los niños y cuando menciona “adolescente” se refiere a adolescentes varones y mujeres. Quiere evitar el escribir niño/niña o él/ella con excesiva frecuencia, aunque obviamente  se refiera siempre a ambos. De mi cosecha es decir que deben aceptarse las reglas gramaticales del castellano, evitando esa especie de trabalenguas que acompaña a muchas palabras con el uso de las barras y las terminaciones de género. Tampoco estéticamente es muy válido. Pero, obviamente, este detalle no es lo fundamental del libro, aunque sea muy oportuno.

Y otra enseñanza que recojo de la lectura del libro es que la frase que titula la obra –A mis padres no les importo– es más que fundamental. No es una suposición o un soniquete de niños y de adolescentes para hacerse notar u obtener la presencia y cercanía de sus progenitores… Rosa María Boal Herranz es una psicóloga clínica con experiencia y dedicación desde hace muchos años dedicada a ese mundo de padres e hijos. Tiene A mis padres no les importo nueve amplios capítulos organizados de forma muy didáctica que va desde las tablas hasta descripciones señaladas especialmente para su mejor lectura. Se parece, un poco, a un libro de texto, pero con amenidad y fácil lectura.

Personalmente me ha gustado mucho el segundo capítulo que lleva el mismo título y que centra mucho el contenido general. En el capítulo primero se habla de la depresión y ese mal –es un gran mal– va a ser lo más subyugante de esta obra: la depresión llega y la niñez o la adolescencia no son nada ajenas a tal enfermedad. Y tras describir todas dificultades de padres e hijos se llega al capítulo nueve con pautas para el tratamiento psicológico de la depresión… Y se llega al Epilogo con una especie de apoyo a los padres tras enumerar tantos problemas de sus hijos…

Rosa María Boal Herranz es doctora en psicología por la Universidad de Salamanca. Y como se dice más arriba es psicóloga clínica. Se dan datos de su dedicación pero es interesante que la doctora Boal Herranz participa en un grupo de separados y divorciados de la parroquia madrileña del Santísimo Redentor desde hace casi quince años.

Recomiendo el libro con viveza. Creo que puede ser muy útil a mucha gente y no solo a padres, sino también –creo– a profesionales de la educación y de la sanidad.

Ángel Gómez Escorial

Betania 942 (11 de septiembre de 2016)

Sentimientos adolescentes

(Rosi Gutiérrez, en Día 7). El título de este libro sobre los problemas de conducta en los adolescentes –A mis padres no les importo– actúa como una especie de frase expiatoria común entre los niños y los adolescentes a la hora de dar cuenta de sus más arduos sentimientos. Sin embargo, la mayoría de las veces se trata de una dolorosa certeza que no responde a la realidad.

Desde esta evidencia, el presente libro analiza cómo se conforman algunos trastornos psicológicos a partir de las interrelaciones negativas en la familia y en centro escolar. El objetivo de este libro es informar a los padres, tender un puente para la buena comunicación y el entendimiento entre padres e hijos, que esto revierta en la salud mental de los niños y adolescentes y en formar los cimientos sanos de su personalidad para su vida de adultos (Ed. San Pablo).

Rosi Gutiérrez

Día 7 (semanario de la Diócesis de Astorga) nº 3.502 (3 de julio de 2016).

Una ayuda para mejorar la interrelación entre padres e hijos

(SP). A mis padres no les importo analiza cómo se conforman algunos trastornos psicológicos a partir de las interrelaciones negativas en la familia y en el centro escolar, y ayuda a prevenir y tratar la depresión en la adolescencia y a afrontar los problemas de conducta, la desadaptación y el descontento de los menores. El libro no pretende servir de ayuda solo a los menores, sino que también intenta encontrar la explicación de determinados problemas psicológicos de los adultos, que nacieron en la infancia y que se han mantenido hasta la madurez, para poder superarlos. El objetivo de este libro es informar a los padres, tender un puente para la buena comunicación y el entendimiento entre padres e hijos –y que esto revierta en la salud mental de los niños y adolescentes– y en formar los cimientos sanos de su personalidad para su bienestar y para su vida de adultos.

Rosa María Boal: «La separación de los padres es muy difícil de entender a cualquier edad»

(Diana Gil, en El Norte de Castilla). Rosa María Boal (Chañe, Segovia) es doctora y profesora de Psicología en la Universidad Internacional Isabel I de Castilla de Burgos. En el año 1998 puso en marcha en Madrid IDT Gabinete de Psicología y en el año 2008 publicó su primera obra, Separación y divorcio. De la desolación al autocrecimiento. El pasado mes de mayo publicó su segundo libro Parejas rotas, hijos heridos, de la Editorial San Pablo. Boal asegura que es muy importante el diálogo con los niños y «contarles el motivo de la separación para que lo entiendan» ya que muchos podrían sufrir «inseguridad y desprotección». Por ello, «hay que prepararles antes del divorcio, y durante él ayudar y pedirles opinión». La escritora explica que cuando uno de los dos progenitores encuentra una nueva pareja, «los hijos se lo toman muy mal, porque siempre tienen la esperanza de que sus padres se vayan a juntar».

¿Por qué decidió escribir este segundo libro?

Porque llevo 25 años trabajando con niños y veo cómo sufren y se callan. Muchos padres no entienden el silencio de sus hijos y no saben qué les pasa. Entendí que había una necesidad de crear un puente de información entre hijos y padres, para que comprendieran las señales de sus hijos. El haberme fijado en niños de padres separados es porque después de la separación se crean relaciones muy difíciles.

¿Los niños cuánto más mayores son mejor lo comprenden?

La separación de los padres siempre es muy difícil de entenderla a cualquier edad. Es verdad que cuando una persona es madura lo va a aceptar mejor. La adolescencia es muy difícil y es difícil que acepte la separación, porque no es la separación de los padres, es la ruptura de su familia ya que su contexto se rompe. Solo se acepta de mejor manera si antes ha habido mucho conflicto y tensiones, porque aquí se ve la parte positiva de encontrar un alivio. Los hijos viven una doble ruptura, la de que sus padres se separan y que ellos se separe de uno de los dos progenitores.

¿Y cómo manifiestan los adolescentes que no aceptan la ruptura?

Generalmente con agresión, se enfadan y culpan, a veces hacen lo contrario con depresión y silencio. La conducta puede ser rebeldía, desobediencia, mal comportamiento y el 90% en el primer año tienen fracaso escolar. Si no se supera puede ir a más con conductas más desadaptativas como el alcohol.

¿Y los más pequeños?

Todos los niños que van al colegio bajan el rendimiento escolar. También muestran rebeldía, y sobre todo pesadillas, miedo, inseguridad y desprotección. Los más pequeños lo demuestran con dolores de cabeza, de tripa, molestias físicas…

Y cuando culpan a uno de los dos progenitores, ¿a cuál de los dos?

Normalmente al que ha tomado la decisión y se ponen a favor del que no la ha tomado, porque es el culpable de haber roto la familia. E incluso pueden llegar a dejar de hablarle.

¿Y eso implicaría que los niños no quisieran ir con el otro progenitor?

Podría ser una de las razones cuando sale de él mismo, pero a veces también es inducido por el otro progenitor al dejar la comunicación. También puede ser por prohibición externa, ya que el niño obecede a uno de ellos.

¿Y cómo actúa uno de los padres cuando el hijo no quiere verle?

Los padres que quieren ver a los hijos luchan por ellos y hacen todo lo que está en su mano, porque dejar la relación con los hijos es lo que más duele. Cuando el niño no quiere ir por decisión propia hablan con el otro progenitor. Hay otros que dicen que la lucha les supera y se van cuando ven que no pueden y deciden alejarse.

¿Y la separación puede afectar a relaciones futuras al niño?

Sí, está totalmente investigado que los hijos de padres separados tienen menos confianza en el matrimonio y en la relación. Puede ocurrir que al ser hijos que han sufrido tanto que no quieren que sus hijos pasen lo mismo que ellos.

¿Qué ocurre después de la separación si uno de los progenitores vuelve a encontrar pareja?

Los hijos se lo toman muy mal, porque siempre tienen la esperanza de que sus padres se vayan a juntar. Es muy frecuente escuchar a los padres que han encontrado una nueva pareja que no la aceptan. Porque aunque sus padres estén separados, piensan que es un inconveniente para que vuelvan a unirse. Es frecuente también que rompan porque los hijos se oponen.

De todos los consejos de su libro, ¿cuál es el más importante?

Que los hijos deben estar fuera de la lucha del divorcio y deben tener libertad absoluta para poder hablarse con su padre, su madre, o sus abuelos. Y no se les debe utilizar como correos y preguntarles qué ha hecho uno o el otro. También deben contarles el motivo de la separación para que lo entiendan, ya que hay que prepararles antes del divorcio, y durante él ayudar y pedirles opinión. Los niños no se olvidan nada de la infancia, queda impregnado en su mente.

Diana Gil

El Norte de Castilla, 31 de agosto de 2014.

SAN PABLO presenta el libro «Parejas rotas, hijos heridos»

En el Colegio Oficial de Psicólogos de Madrid,
el próximo 30 de junio

 (SP). El Colegio Oficial de Psicólogos de Madrid acogerá el próximo lunes 30 de junio la segunda presentación del libro Parejas rotas, hijos heridos, de Rosa María Boal Herranz, editado por SAN PABLO dentro de su colección «Psicología y Educación». La presentación será en la sede del Colegio (Cuesta de San Vicente, 4 – 5ª planta), a las 19.30 horas, y contará con la presencia de Francisco J. Rodríguez, presidente de la Asociación Padres y Madres en Acción (PAMAC), Beatriz Domínguez Weber de la Croix, psicóloga y presidenta del Centro de Orientación Familiar COF Noroeste, y Luis Fernando Vílchez, profesor universitario y director de la colección «Psicología y Educación».

Parejas rotas, hijos heridos nace de una preocupación por las principales víctimas del divorcio y la separación: los niños, que pueden sufrir secuelas emocionales irreversibles a causa de la separación y el divorcio de una pareja si no se toman las medidas adecuadas. El objetivo del libro es informar a los padres, de forma sencilla y clara, sobre las situaciones que pueden generarse una vez que se toma la decisión de divorciarse, e incluye numerosos consejos prácticos para conseguir que los niños se sientan seguros en su entorno familiar y para que puedan asumir la separación de sus padres con naturalidad.

PRESENTACIÓN
PAREJAS ROTAS, HIJOS HERIDOS
ROSA MARÍA BOAL HERRANZ

30 de junio de 2014 a las 19.30 h
Colegio Oficial de Psicólogos
(Cuesta de San Vicente, 4 – 5ª planta. 28008 Madrid)

Los libros de San Pablo más solicitados en la Feria del Libro

Mi librito de oraciones, Momentos de sabiduría y Momentos y paz lideran el listado de títulos más buscados

(SP). Mi librito de oraciones, un pequeño libro infantil que recopila las principales oraciones cristianas, se ha situado en el primer puesto de la lista de libros más solicitados en la caseta 155 de la Editorial San Pablo durante la Feria del Libro, que acabó el pasado domingo. Un listado en el que se mezclan libros infantiles, algunos de los títulos cuyos autores han estado firmando ejemplares durante la Feria (Nuria Ubago, Rosa María Boal, la Madre Francisca Sierra, Ninfa Watt y Fernando Cordero, entre otros), la exhortación apostólica Evangelii gaudium del Papa Francisco, y varios libros de pequeño formato.

Como es natural, la presencia de los autores en la caseta de la Editorial firmando ejemplares de sus obras sitúa sus libros entre los más solicitados: Un problema, un cuento, de Nuria Ubago, que ya tuvo un importante éxito en la Feria del Libro de Granada, ocupa el tercer puesto de la lista; Parejas rotas, hijos heridos, de Rosa María Boal, que se presentó durante la Feria en el Instituto Superior de Ciencias Morales de Madrid, en el cuarto; Encuentros con Jesús – Ciclo A, de la Madre Francisca Sierra, que ya coronó el año pasado el listado de los libros más vendidos con el libro dedicado al Ciclo C del año litúrgico, en el sexto; Buenos días y un puente de papel, de Ninfa Watt, en el séptimo, o MasterChef de la santidad, de Fernando Cordero, en el noveno.

Entre los libros de pequeño formato, destaca sobre todo la colección Semillas, con Momentos de sabiduría, de Álvaro Santos, en el segundo puesto del listado; Momentos de paz, del P. José María Fernández Lucio; Minutos de silencio, del P. José Fernández Moratiel, en el séptimo; y Minutos de sabiduría, de C. Torres Pastorino y Nuevos minutos de sabiduría, de Gavahe, empatados en el octavo puesto. Junto a estos, dos libros de la colección Brotes (el Decálogo de la serenidad de Juan XXIII, en el cuarto puesto de la lista y La oración con los dedos de la mano del Papa Francisco en el sexto) y un título de la aclamada colección Minilibros Autoayuda: Cómo curar con abrazos, de Betty Hopf.

Entre los libros infantiles, aparte del ya citado libro de Nuria Ubago Un problema, un cuento, destacan el libro de Clive Gifford Grandes futbolistas y sus técnicas, que ha llamado mucho la atención de los niños en el Pabellón Infantil justo cuando daba inicio el Mundial de fútbol, y Héroes en zapatillas, el clásico libro de cómic que se reeditó el año pasado y que continúa siendo el favorito de los padres de ahora que recuerdan haberlo tenido siendo niños.

Este es el ranking completo:
1. Mi librito de oraciones.
2. Momentos de sabiduría.
3. Momentos de paz; Un problema, un cuento.
4. Decálogo de la serenidad; Parejas rotas, hijos heridos.
5. Grandes futbolistas y sus técnicas.
6. Encuentros con Jesús; La oración con los dedos de la mano.
7. Buenos días y un puente de papel; Minutos de silencio.
8. Minutos de sabiduría; Nuevos minutos de sabiduría.
9. Evangelii Gaudium; MasterChef de la santidad.
10. Cómo curar con abrazos; Héroes en zapatillas.

Rosa María Boal: «En un divorcio hay que prevenir el sufrimiento de los niños»

Ayer se presentó en Madrid su libro Parejas rotas, hijos heridos,
editado por SAN PABLO

(SP). Ante un divorcio, hay que «proteger a los niños para prevenir un sufrimiento que los niños no saben expresar y viven en soledad». Con estas palabras concluyó ayer Rosa María Boal Herranz la presentación de su libro Parejas rotas, hijos heridos, que tuvo lugar en la Sala Liguori del Instituto Superior de Ciencias Morales de Madrid.

En la presentación estuvieron presentes Miguel Rubio, profesor del Instituto de Ciencias Morales, Luis Fernando Vílchez, director de la colección Psicología y Educación, y Octavio Figueredo, director editorial de San Pablo. Marciano Vidal, cuya participación estaba prevista y anunciada, excusó su presencia por motivos de salud. Los tres ponentes coincidieron en reconocer la oportunidad y la utilidad del libro, que afronta una realidad difícil que puede ser interpretada como un signo de los tiempos o un síntoma de la posmodernidad y cuyas consecuencias más dramáticas recaen siempre sobre los niños.

Según explicó la autora, Parejas rotas, hijos heridos se centra en los niños, y concretamente en los hijos de parejas divorciadas, porque en muchas ocasiones, a diferencia de los adultos, «los niños no saben identificar sus sentimientos ni tienen las palabras adecuadas para expresarlos», y los hijos de parejas divorciadas, además, pueden tener muchos problemas de relación con sus padres y sufrir el síndrome de alienación parental, originado por las disputas entre sus progenitores. «Los padres –añadió– necesitan informarse y formarse en psicología infantil». Esto es precisamente lo que, desde la psicología positiva, pretende este libro, que ofrece pautas de actuación para proteger los derechos y necesidades de los niños y prevenir el sufrimiento ante el proceso del divorcio de los padres.

Evitar el sufrimiento en los hijos de padres separados

Parejas rotas, hijos heridos se presenta el próximo día 9 de junio
en el Instituto Superior de Ciencias Morales de Madrid

(SP). La separación y el divorcio de una pareja generan una serie de problemas –luchas por la custodia de los hijos, conflictos económicos, hostilidades por la educación de los niños…– cuyas consecuencias en los hijos pueden generar secuelas emocionales irreversibles si no se toman las medidas adecuadas. Parejas rotas, hijos heridos nace de una preocupación por las principales víctimas del divorcio: los niños. Su objetivo es informar a los padres, de forma sencilla y clara, sobre las situaciones que pueden generarse una vez que se toma la decisión de divorciarse. Incluye numerosos consejos prácticos para conseguir que los niños se sientan seguros en su entorno familiar y para que puedan asumir la separación de sus padres con naturalidad.

Su autora, Rosa María Boal Herranz, es doctora en Psicología, profesora de Psicología y psicóloga clínica-psicoterapeuta.

Parejas rotas, hijos heridos se presenta el próximo día 9 de junio, a las 20 horas, en la Sala Liguori del Instituto Superior de Ciencias Morales (Félix Boix, 13), con la participación de los profesores del Instituto Marciano Vidal y Miguel Rubio, del director de la colección Psicología y Educación, Luis Fernando Vílchez, y del subdirector editorial de San Pablo, Ricardo Granado.